Buscar
  • Pertec Global

Modelo de Madurez para el desarrollo de Software

Todas las organizaciones sin importar la industria o su tamaño emprenden una búsqueda continua por la mejora de sus productos, servicios, métodos, procesos, etc. Con el fin de tener una evolución constante y una respuesta rápida ante el continuo cambio del mercado.


Cuando hablamos de la industria del desarrollo de productos de software, esta evolución es aún más acelerada, por lo que la necesidad de establecer un modelo de madurez que permita estructurar los departamentos de desarrollo de software y el aseguramiento de la calidad, debería ser una prioridad en las organizaciones. Existen muchos modelos que se pueden implementar, pero hablaremos del Modelo de Madurez de Ingeniería del Software Versión 2.0 (MMIS V.2) desarrollado por la Asociación Española de Normalización (AENOR).


Lo primero que se debe definir para poder discutir el MMIS es: ¿Qué es el proceso software?, este se define como un conjunto de actividades, métodos, prácticas y transformaciones que se utilizan para desarrollar y mantener el software y los productos asociados [CMU/SEI,1995]. Una organización desarrolladora de software que pretenda llevar un enfoque orientado a procesos de software debe llevar a cabo la construcción de productos software de una manera sistemática y coherente, estableciendo claramente quién (rol) realiza qué (tarea) y con qué lo realiza (tecnología), buscando que a partir de unas entradas (productos de trabajo) se obtenga unas salidas (productos de trabajo).


Para que una organización desarrolladora de software obtenga los beneficios de un enfoque orientado a proceso, estos deben ser de calidad, lo que significa que se debe incorporar practicas clave de gestión de proceso como son: definir el proceso, medir el proceso, controlar el proceso y mejorar el proceso [Florac y Carleton, 1999]. La incorporación de estas prácticas de gestión permite incrementar gradualmente la capacidad del proceso y, por lo tanto, su calidad, logrando así tener un activo organizacional relevante que apoya la consecución de los objetivos del negocio. Además, incrementar la capacidad de los procesos de una empresa desarrolladora de software conlleva al incremento de su madurez organizacional, llevándola desde una organización inmadura a una organización madura.


Se puede identificar una organización inmadura cuando no se tiene un enfoque orientado a procesos y se caracteriza porque el éxito depende de “héroes”, sufre altibajos de productividad, tiene alta rotación de recursos, las planificaciones son poco realistas, existe mucho esfuerzo en mantenimiento y hay empleados descontentos. El MMIS nos instruye a la implementación de cinco niveles donde paulatinamente la organización irá incrementando su nivel de madurez, dando como resultado una organización que tiene procesos definidos y gestionados, el conocimiento está en la organización, entrega el software con la calidad esperada, cumple los plazos, satisface a los clientes y los empleados están satisfechos.


Cada nivel de madurez contiene un conjunto de procesos predefinidos, que deben ser cumplidos para alcanzar ese nivel. Alcanzar un nivel de madurez significa cumplir todos los atributos de proceso de ese nivel de madurez. El nivel 1 básico, es cuando los procesos demuestran el logro propio de los procesos, los procesos son identificados y existen los productos de trabajo de su ejecución; para el nivel 2 Gestionado, la organización demuestra la gestión de sus procesos y los productos de trabajo asociados; en el nivel 3 Establecido, la organización demuestra la efectiva definición, mejora, despliegue y aseguramiento de sus procesos; cuando hablamos del nivel 4 Predecible, la organización puede demostrar un efectivo análisis y control cuantitativo de los procesos que considera fundamentales para la consecución de sus objetivos de negocio, y el ultimo nivel 5 Innovado, la organización es capaz de demostrar innovación en los procesos y la correspondiente implementación de la innovación en los procesos que considera fundamentales para conseguir sus objetivos de negocio. Cada uno de los niveles es acumulativo y para alcanzar cada uno de ellos debe cumplir con el nivel anterior.


Este modelo ofrece a las empresas que desarrollan software un esquema de madurez organizacional que permite mejorar el proceso que utilizan para el desarrollo de productos de software de manera incremental, evolutiva y sistemática. Por lo que dentro de los beneficios que se destacan al implementar este modelo se encuentra la reducción de tiempos dedicados a mantenimiento de software, simplificación de productos de software en líneas de código, reducción de incidencias correctivas, mejora en la cobertura de las pruebas, asegurar al cliente la calidad del producto que se le entrega con evidencias objetivas, establecer acuerdos de nivel de servicios claros, fáciles de comprobar y de cumplir.


Referencias

Francisco J. Pino, Moisés Rodríguez Monje, Mario Piattini Velthuis, Carlos Manuel Fernández Sánchez y Boris Delgado Riss. Modelo de madurez de ingenieria del software Versión 2.0 (MMIS V.2). AENOR Internacional. España, 2018.


Carnegie Mello University (CMU) y Software Engineering Institute (SEI). The capability maturity model: guidelines for improving the software process. Addison-Wesley. Boston (Massachusetts), 1995.


Florac, W.A y Carleton, A.D. Measuring the software process. Statistical process control for software process improvement. Addison-Wesley. Reading (Massachusetts), 1999.

0 vistas
  • Facebook

Pertec Global Services | All rights reserved | 2020